Ateneo de Córdoba. Calle Ángel Ganivet, número 3 local bajo.

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

II SEMANA LITERARIA (2018) DEL ATENEO DE CÓRDOBA.

Lunes, 12 de noviembre a las 19:30 horas, sede del Ateneo, presentación de los Premios
Juan Bernier (Libro "Ampuesta" de José Luis Molina)
y Rafael Mir de Relato ("Ruiseñores de Fuego" de Fernando Molero).

Miércoles 14, 20:30 horas, sede del Ateneo, presentación del poemario "Jardín de Paracelso" de Alfredo Jurado.

Lunes 19, 19:30 horas en el Círculo de la Amistad, presentación Libro-homenaje a Juana Castro.

Martes 20, 20:00 horas en el Círculo de la Amistad, presentación de la novela "Velas para el dragón rosado" de Miguel Ranchal.

Viaje a Montilla el sábado 10 de noviembre: Precio: 35 € por persona. Se pagará el mismo día.
Incluye: Viaje ida y vuelta, visita guiada museo Santa Clara, visita guiada Lagar y comida.
Fecha límite para apuntarse el 7 de noviembre.

Fallado el VI Premio de Relato Rafael Mir, el ganador ha sido el escritor y profesor cordobés Fernando Molero Campos con la obra titulada: RUISEÑORES DE FUEGO.

FALLADOS LOS PREMIOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA:

Fallo XXXIV Premio de Poesía Juan Bernier
Fallo VI Premio de Relato Rafael Mir
Fallo VI Premio Agustín Gómez de Flamenco
Entregadas las Fiambreras de Plata Año 2018
en el Real Círculo de la Amistad.

¡Ayúdanos! Solicita artículos no redactados

Plataforma cordobesa contra la violencia a las mujeres

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar

La Plataforma cordobesa contra la violencia a las mujeres es una agrupación abierta de mujeres comprometidas en la lucha por la igualdad de género.

El origen de este colectivo se remonta al año 1997 en torno al asesinato de Ana Orantes, cuando -por iniciativa de la Secretaría de la Mujer de Comisiones Obreras- se coordinan bajo esta Plataforma algunas asociaciones de mujeres a las que, posteriormente se incorporan la Unión General de Trabajadores, USTEA y los partidos políticos. En la actualidad la componen más de 60 colectivos y mujeres a título personal.

Realizan una labor de concienciación de la ciudadanía sobre este grave problema y tratan de que toda la sociedad se responsabilice de su erradicación. Su lucha se centra en la denuncia, la reivindicación y la formación. La denuncia, a través de plenos y manifestaciones de tantas trágicas muertes de mujeres -13 entre provincia y capital desde la creación de la Plataforma- cuyo único delito fue reivindicar una vida digna y libre.

Es cierto que consiguieron la aprobación de una Ley Integral contra la violencia de género pero ¿se cumple?. Aquí la Plataforma es incansable en su labor de seguimiento a través de debates, conclusiones y propuestas. Como es incansable en el trabajo de formación de los colectivos y las mujeres de la Plataforma.
Carmen León, la portavoz de este grupo, con quien he tenido el placer de conversar sobre este magnífico proyecto al que se ha entregado plenamente con interés y dedicación, me ha explicado el funcionamiento asambleario del colectivo a partir de un grupo de trabajo de 12 componentes (ninguna de ellas víctimas) que son las que llevan las propuestas a la asamblea.
Y desde el magnífico centro cívico de Lepanto donde tienen su sede, trabajan y se forman para crecer en igualdad de género y prevenir la violencia. Y desde allí tejen una red de autoayuda para las víctimas a través de los barrios, informando de los recursos que existen, acompañándolas a los juicios y derivándolas a los centros oficiales.
Esta Fiambrera de Plata con que el Ateneo de Córdoba premia el trabajo y la entrega de este colectivo de mujeres dedicadas a una labor social tan positiva aunque plagada de escollos y dificultades, no es más que una muestra externa de algo más profundo: la admiración y el orgullo que sentimos los cordobeses y cordobesas por contar con esta importante Plataforma.
Ella trata de erradicar una de las lacras sociales más oscuras y trágicas de todos los tiempos: el sometimiento, la marginación, la violencia y, en último término, el asesinato de aquellas que solo pedían el derecho a ser libres. Yo pienso, como Carmen León y sus compañeras, que mientras una sola mujer tenga que perder la vida por reivindicar su derecho a ser respetada y a una vida digna, el resto de las mujeres no podemos vivir tranquilas. Mis sinceras felicitaciones a la Plataforma cordobesa contra la violencia a las mujeres y mis deseos de que sigan con este proyecto tan necesario para la sociedad.
Recibió la Fiambrera de Plata del año 2008 concedida por el Ateneo de Córdoba.