Ateneo de Córdoba. Calle Rodríguez Sánchez, número 7 (Hermandades del Trabajo).

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA
Desde las 18:00 horas del lunes 2 de noviembre ha comenzado a emitir el Canal del Ateneo de Córdoba en Youtube

CAC36 CANAL ATENEO DE CÓRDOBA.
Desde aquí haremos llegar las actividades que se realicen en el Ateneo
así como los actos, representaciones teatrales, recitales de poesía y conferencias de nuestra hemeroteca.
El canal está disponible en este enlace

Actividades ya disponibles en el canal:
Presentación del Canal por parte de Antonio Varo Baena, Presidente del Ateneo de Córdoba
"Foro Jaime Loring de debate y conocimiento”, conferencia del ateneísta Rafael Jiménez, “AREAS DE MONTAÑA Y DESPOBLACIÓN”.
Lectura poética del ateneísta Antonio Flores Herrera.
Entrevista realizada a la ateneísta de honor Carmen Galán Soldevilla
Recital de poesía: Participan Balbina Prior, Ángela Mallén, y Joanna Mojón.
"Los Miércoles del Ateneo": Entrevista de Elena Cobos a la poeta y ateneísta Pilar Sanabria
"La visita", obra de teatro de Antonio Varo Baena
Entrega de las Fiambreras de Plata 2017
"Entrega de la Medalla de Oro de Córdoba a Pablo García Baena (1986)"
Entrevista a Antonio Perea, fundador y Presidente de honor del Ateneo de Córdoba
Paco del Cid canta una canción de Carlos Cano

CONVOCADOS LOS PREMIOS LITERARIOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA
VIII Premio de Relato Rafael Mir.
XXXVI Premio de Poesía Juan Bernier.

Fallo de las Fiambreras de Plata 2019, relación de homenajeados aquí.

¡Ayúdanos! Envíanos tus imágenes

Agustín Muñoz Grandes

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar

Agustín Muñoz Grandes (Madrid, 27 de enero de 189611 de julio de 1970) fue un militar y político español que combatió en la Guerra de Marruecos, en la Guerra Civil Española y en la Segunda Guerra Mundial.

Biografía

Nació en Carabanchel Bajo (Madrid), en el seno de una familia humilde. Siendo todavía un adolescente, ingresó en la Academia de Infantería de Toledo, de la que entonces era jefe el coronel José Villalba Riquelme.

Militar africanista

A los dos años de su graduación, en 1915, se traslada al frente marroquí, donde permanecerá largo tiempo. Una década después es gravemente herido al recibir un impacto en el pecho en la batalla de Alhucemas. Rechazó ser ayudante del rey Alfonso XIII y prefirió seguir en la harka.

Segunda República

Con el gobierno republicano en 1931 asciende en la escala militar y es nombrado segundo jefe de la Guardia de Asalto. En esta época fue uno de los dirigentes que se encargaron de sofocar la sublevación minera que tuvo lugar en Asturias, según su biógrafo.

Guardia de Asalto

El 23 de septiembre del año 1933 fue nombrado, por el entonces Director General de Seguridad José Valdivia en el cuarto gobierno presidido por Manuel Azaña, primer jefe y fundador del Cuerpo de Seguridad y Asalto permaneciendo al frente de la nueva policía republicana hasta el quinto gobierno de Lerroux, año 1935.

Para su nombramiento influyó la gran fama adquirida al organizar y dirigir las tropas regulares de Marruecos. Así se convirtió en el máximo responsable del orden público en las grandes ciudades y según su biógrafo, su recto mando nunca fue cuestionado, salvo rumores infundados sobre sus veleidades golpistas, ya que fue tentado sin éxito por Amaro del Rosal a sumarse a la intentona.

Guerra Civil

Aunque trató de huir al comienzo de la Guerra Civil Española, fue rápidamente localizado y encarcelado en la cárcel Modelo de Madrid. Junto con Juan Yagüe Blanco fue uno de los pocos militares falangistas. En 1937 se encuentra ya en el frente franquista, dirigiendo la IV Brigada Navarra. Más tarde fue ascendido a general. Desde este cargo dirigió el Cuerpo de Ejército Marroquí.

Posguerra

El fundador de la Guardia de Asalto al comienzo de la Segunda República Española, y su jefe hasta la primavera de 1936, fue elegido por Franco para ser el primer ministro Secretario General del Movimiento, en sustitución de Raimundo Fernández-Cuesta, que había sido el primer Ministro secretario general del Movimiento nombrado ministro. Muñoz Grandes no era ni monárquico, ni tradicionalista, ni falangista, sino más bien republicano centrista. Por eso su nombramiento fue una auténtica sorpresa. Más tarde encabezó el Gobierno Militar del Campo de Gibraltar.

División Azul

Cuando estalló la Segunda Guerra Mundial y coincidiendo con la Invasión alemana de la URSS, Franco le situó al frente de la unidad de voluntarios españoles, la División Azul.

En esta misión Muñoz Grandes contaba con una ventaja, ya que conocía a los alemanes. De hecho, en una ocasión fue asesor táctico de Wilhelm Canaris. En el mes de septiembre de 1941 mantuvo una entrevista con Hitler en el cuartel general de Rastenburg, también conocido como «Guarida del lobo». El primer dirigente nazi, después del desinterés mostrado por Franco y la impotencia de Ramón Serrano Súñer, pensaba que Muñoz Grandes se sumaría a su causa. De hecho fue condecorado por Hitler con la Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro con hojas de roble.

A partir de este momento, su carrera sigue en ascenso y cuando regresa a España en 1943, le ascienden a teniente general y le nombran jefe de la Casa Militar de Franco. No obstante, conviene hacer notar que, con el mentado ascenso, Muñoz Grandes dejaba de tener mando sobre tropas, motivo por el cual dicho ascenso ha sido interpretado en ocasiones como una maniobra de Franco para quitar de enmedio a un enemigo potencial, quizá excesivamente identificado con la causa de la Alemania nazi.

Ministro del Ejército

En 1945 fue nombrado Capitán General de la I Región Militar. El 18 de julio de 1951 Franco formaba su octavo Gobierno, el del nuevo concordato con el Vaticano y los acuerdos con los Estados Unidos, el mismo que el 1 de mayo de 1952 dio el tercer indulto general. En este gobierno ocupa la cartera de ministro del Ejército, posteriormente alcanzó el grado de capitán general, ocupando el número 52 desde la institución del cargo por el monarca Carlos III.

Vicepresidente del Gobierno

Ocupó la Jefatura del Alto Estado Mayor hasta julio de 1962, cuando fue nombrado vicepresidente del gobierno, cargo que luego ocuparía en su lugar Carrero Blanco.

Negociador con los Estados Unidos

La dictadura militar necesitaba el apoyo norteamericano, la gran potencia mundial de su tiempo y la única dispuesta a estrechar lazos. Le correspondió la misión militar y diplomática más delicada, primero como Ministro, luego como jefe del Alto Estado Mayor y finalmente como vicepresidente del gobierno: negociar los acuerdos con Estados Unidos.

No se trataba de un plato de buen gusto, ya que la entrega voluntaria de bases a una potencia anglosajona le recordaba mucho a Gibraltar. Por otro lado, debía sopesar que España necesitaba recursos y apoyo internacional y que las bases eran necesarias en el enfrentamiento con la Unión Soviética, potencia contra la cual había combatido.

Últimos días

La muerte le llegó un 11 de julio de 1970 a causa de una insuficiencia cardio respiratoria.

El presente artículo aporta material procedente de una entrada de Wikipedia, publicada en castellano bajo la licencia Creative Commons-Atribución-Compartir Igual 3.0 (CC-BY-SA) o la licencia GFDL.